Comarca Rural
Lectura: Un pliegue en el tiempo

Fantasmas
Hay mucho que explicar

- Es obvio – continuó Pat – no encontramos ninguna otra causa para que quisieran matar a mi hermano.

- ¿Qué pasó después – preguntó Joan.

- Nos recogió una de las lanchas y nos llevó al puerto de Castellón. La que nos había atacado salió a toda máquina y no tenemos noticias de que la hayan encontrado. De todos modos solamente la buscarían por darse a la fuga y negación de auxilio puesto que nadie vio el disparo a mi hermano ni el mío al asesino.

Nos prestaron ropa y pasamos a efectuar la denuncia. Mi hermano y yo dimos nuestros datos y Luis dio este nombre y unos apellidos de los que ya no se acuerda. Posteriormente nos confesó que no era este su nombre pero que no tiene ningún tipo de documentación como podréis entender , así pues convinimos en continuar con este nombre, para entendernos.

Cogimos el coche y salimos para Valencia. Durante el trayecto Luis nos contó una historia que pasará a relataros a vosotros.

- Yo principalmente quiero – dijo Loiseau – que me aclare lo del viaje en el tiempo. Me parece una mentira tan grande y absurda que pienso que puede ser verdad.

- Naturalmente – dijo Luis – de siempre ha habido estos viajes, o mejor dicho visiones de otra épocas. Es muy sencillo de entender pero a la vez tremendamente complicado el poderlo controlar.

- ¿Quieres decir que yo podría viajar al futuro? - preguntó Joan.

- No, viajar, lo que entendemos por viajar, es casi imposible hasta donde yo se, solamente a través de un pliegue en el tiempo es posible ver imágenes del pasado, del futuro es casi imposible. Los casos en que una persona ha traspasado su línea del tiempo son muy escasos y raros, solamente coincidiendo con fenómenos como actividad extraordinaria del sol y actividad magnética también extraordinaria de la tierra en algunos lugares, se ha podido probar ese viaje.

- ¿Un pliegue en el tiempo? – dijo Joan.

- Naturalmente, todo en el universo son ondas, la luz, el sonido, el tiempo. Bajo determinadas circunstancias es posible que la línea de tiempo pueda, durante unos segundos, rozar un pliegue de tiempo pasado de la misma línea. En estas circunstancias somos capaces de ver o escuchar algunas escenas ya pasadas transcurridas en el lugar en que nos encontramos en ese momento.

- Pero eso sería algo que sería una noticia mundial y yo no se que se haya dado ningún caso.

- Amigo Joan – dijo Luis – ha pasado, sigue pasando y se da la noticia a veces pero no lo asociáis con el tiempo, vosotros lo llamáis todavía FANTASMAS.

El arte de la medicina consiste en entretener al paciente mientras la naturaleza cura la enfermedad.
Voltaire

Un pliegue en el tiempo

Esta web utiliza cookies para mejorar su navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso.